Fortalezas para emprender

Fortalezas para emprender

By: Sypnos | 25 May 2021

Fortalezas para emprender

Las fortalezas para emprender son garantía de éxito en el emprendimiento. En los tiempos que corren emprender es una de las acciones de valentía que pueden dinamizar nuestra sociedad: actualmente muchos españoles no encuentran trabajo y deciden montar su propio negocio. Una elección muy valiente que requiere actitudes concretas.

El primer binomio que se nos ocurre es valentía-prudencia. Valentía para atreverse a soñar a lo grande y buscar la realización de los sueños; prudencia para saber escoger los medios más adecuados para conseguir el fin, sin pasarse pero sin quedarse corto. En esta primera etapa consultar con gente experimentada puede ser una gran ayuda.

En segundo lugar, empeño y trabajo sin escatimar esfuerzos. Trabajo: mucho trabajo. Partir de un buen diseño de modelo de negocio, en el que el aporte de valor esté muy claro. Trazar bien los objetivos, y una vez que está claro el camino a recorrer comenzar paso a paso, con constancia, saliendo de los baches, reconduciendo el ánimo, saltando obstáculos o aprendiendo de los errores. Emprender es un camino de fondo que lleva tiempo y necesita perseverancia; si dejamos que el desánimo nos venza, habremos truncado el camino.

Por eso, la más clara fortaleza de un emprendedor es precisamente esa fortaleza para perseverar, para acometer y para aguantar los embates, para mantenerse en el empeño sin venirse abajo.

 

Fortalezas para emprender

Hacer equipo y saber levantarse

Otra de las fortalezas es la capacidad de hacerse con un equipo de buenos profesionales que se ocupen de los aspectos del negocio que nosotros no dominamos. Si pretendemos hacer de todo arruinaremos la profesionalidad de nuestro emprendimiento y más pronto que tarde fracasará. Poder dejar en manos de otros los aspectos jurídicos, financieros, el marketing, es vital para la buena marcha del emprendimiento.

Indispensable al emprender es, también, saberse levantar tras las caídas, contar con el propio error y no tener miedo al fracaso. No podemos pretender no equivocarnos, hacerlo todo bien. Eso no es humano. Por tanto, lo importante es rectificar tras el error, alzarse con buen ánimo tras la derrota y seguir luchando. Por eso, las personas humildes tienen tanto ganado; viven en su propia realidad, potencian sus fortalezas y tratan de minimizar los efectos de sus debilidades, y sus logros son mayores.

Fortalezas para emprender

Honestidad

Por último, mencionamos la honestidad porque es fortaleza necesaria para generar confianza a nuestro alrededor, y un emprendimiento que no es capaz de generar confianza muere enseguida. Ir con la verdad por delante, no maquillar la realidad nos ayudará a roturar un camino seguro. Puede costar tiempo pero es firme.

Especialmente en las acciones de marketing, en la comunicación y publicidad del emprendimiento es vital generar la imagen real del negocio, resaltando los aspectos más positivos pero sin decir nunca lo que no es. Esto es perfectamente compatible con resaltar lo que nos hace diferentes, o con crear historias inspiradoras para los destinatarios que nos ayuden a persuadir a la hora de transmitir mensajes, o crear elementos que puedan vincularles con nosotros, pero siempre desde la realidad de nuestro ser.

Con todas estas fortalezas al emprender, el éxito será un poco más seguro.

Comparte

Write a comment